¿Serías capaz de usar la felicidad como GPS?

¿Serías capaz de confiar en lo que te hace feliz?

Nuestro corazón sabe dónde necesitamos estar, es mucho más sabio que nuestra mente.

El instinto sabe mucho más que el intelecto, y la intuición es más lista que la razón, eso es seguro.

Nuestra inteligencia se conforma con lo que quienes nos rodean nos han enseñado. Es limitada. Se confina a la lógica, y a lo que se ha hecho antes.

Nuestro yo soberano es más sabio. Funciona sobre la posibilidad, no sobre la practicidad. Es visionario. Es ilimitado.

Nuestro corazón nos ayudará a encontrar la magia que habita en la esencia de la vida, que nos llenará con más serenidad y tranquilidad que cualquier objeto material.

WhatsApp WhatsApp us
A %d blogueros les gusta esto: