Cuando desees abandonar, recuerda estas palabras:

«El líder no se hace grande durante los períodos de confort.»

Las ilustres y nobles almas de nuestro mundo se hacen fuertes, valerosas y éticas cuando afrontan resueltamente los embates de la adversidad, la dificultad y la duda. Es, pues, en el momento en el que afrontan su más profunda debilidad cuando tienen la oportunidad de forjar sus mayores fuerzas.

El verdadero poder no procede, por tanto, de una vida de comodidad, sino de la de esfuerzo intenso, de la abnegada disciplina y de la actuación exigente en la dirección que tu yo supremo sabe correcta.

Para continuar hasta el momento en que tu dolor cese. Para avanzar cuando deseas abandonar. Para persistir en el instante en el que sientes que desistir es renunciar a pertenecer al ámbito de los grandes guerreros y de los personajes honorables que llevaron a la humanidad aun lugar mejor, alcanzando la invencibilidad.

 

«Los auténticos líderes saben que ser un gran líder requiere liderarse a sí mismos, en primer lugar.»

 

Cuando desees abandonar

 

¡Prohibido rendirse!
sbn4na5zj5omybkvwg6xzuwcrk2cq4.html
WhatsApp WhatsApp us
A %d blogueros les gusta esto: